miércoles, 30 de septiembre de 2015

Concurso 137

Está en Cádiz, ¿dónde?

De premio, un topolino.


No es AVE, es línea adaptada

Durante mucho tiempo hemos escuchado a políticos adscritos a los partidos gobernantes -PSOE y PP-, anunciarnos la llegada del AVE a Cádiz, sin que nadie los desmintiera, al menos clara y oficialmente, aunque de los planes de RENFE y ADIF, y de las obras que se ejecutaban, se deducía que el AVE no llegaría a Cádiz, aunque aumentase la velocidad del tres y se redujese el tiempo entre Sevilla y Cádiz, como ya escribí anteriormente en este mismo lugar.

Publica El País un mapa de la situación actual del AVE en España -agradezco a Eulogio García me avisara, indirectamente, de su publicación-, en el que ADIF deja meridianamente claro que no hay línea de AVE a Cádiz, lo que hay es una "línea adaptada a AVE", que no es lo mismo.

Lo dicho, en este asunto ni el PP, ni el PSOE, han sido claros, sinceros, con los gaditanos.




No sentí nada especial


Lo confieso, quizás no sea un buen gaditano, pero ayer no sentí nada espacial cruzando el nuevo puente, ninguna de las dos veces, ni cuando lo enfilé a la salida, ni cuando me permitió regresar a Cádiz Norte diez minutos antes que cuando cruzaba la bahía por el Carranza.

Quizás por eso no me acordé de Teófila, ni de Magdalena, ni de Aznar, ni de Rodríguez Zapatero, ni de Borrel, ni de Álvarez Cascos..., solo me acordé, como casi siempre que pienso en el puente de la Constitución de 1812, de Javier Manterola, y lo recordé cuando, tras cruzar la bahía, conducía sobre un viaducto que sobrevuela astilleros y el polígono industrial del Río San Pedro.

Recordé en ese momento que, hablando del coste económico del puente, y de su longitud, Manterola me dijo que había que tener en cuenta que el puente tenía más de cuatro kilómetros de autovía elevada, los tres del puente propiamente dicho, y casi un kilómetro más de viaducto, que había que tenerlo en cuenta a la hora de calcular el coste económico de la obra.

martes, 29 de septiembre de 2015

Patrimonio perdido, destruido.

En 1998 publiqué en Diario de Cádiz un artículo proponiendo que en el futuro jardín que, entonces, se proyectaba en el solar que dejaría el cementerio de San José, se respetaran los monumentos funerarios -por supuesto vacías las tumbas de restos humanos-, como una forma de respetar la historia y el patrimonio gaditanos. Lo recordé aquí en una entrada que titulé De cementerio a parque.

La propuesta no tuvo éxito, aunque las autoridades locales, con la colaboración de los directivos del Cementerio Mancomunado de Chiclana, anunciaron que algunos de los monumentos funerarios que yo pedía se quedaran en Cádiz, se iban a trasladar al cementerio chiclanero, provocando, como así ha sido, una descontextualización de la historia de Cádiz, pues esos testimonios del pasado gaditano están fuera de lugar, no están en su sitio.

Pero es que, además, ya anunciamos que ese traslado iba a suponer la destrucción de gran parte de ese patrimonio, lo que desgraciadamente ocurrió, como se puede confirmar, una vez más, visitando la exposición sobre Cayetano del Toro en el castillo de Santa Catalina. En una de las salas se puede ver una foto de la losa que cubría la tumba del que fuera alcalde de Cádiz, lápida mandada colocar por el ayuntamiento de la ciudad en 1915.

 La losa costeada por la ciudad, es decir, por los gaditanos, era un homenaje a Cayetano del Toro, "modelo de patriotismo, sabiduría y caridad", según decía la leyenda.

La losa ya no existe, el homenaje a quien fuera alcalde de Cádiz quedó arrasado tras la exhumación y traslado de los restos de Cayetano del Toro, según indica la cartela que acompaña la foto en la exposición.

El afán de ganancias del consorcio que gestiona el Cementerio Mancomunado y la desidia del ayuntamiento de Cádiz que permitió la destrucción de la losa, son los responsables de la pérdida de este testimonio del pasado de Cádiz, de la desaparición de una pieza más del patrimonio histórico y artístico gaditano.

lunes, 28 de septiembre de 2015

La exposición sobre Cayetano del Toro


Al fin pude ir a ver la exposición que sobre la figura de Cayetano del Toro se puede visitar en el castillo de Santa Catalina.

Interesante, con documentos y objetos originales y muchas reproducciones, de muy diferente calidad, desde las buenas, hasta las muy malas, pero en conjunto, como digo, interesante exposición que divulga aspectos de la vida de del Toro, poco conocidas por la mayoría, como su adscripción a la masonería, que no era incompatible con sus fuertes convicciones religiosas.

Dos críticas, a vuela pluma, a la exposición. La primera, el tono hagiográfico de muchos de los textos explicativos sobre el personaje. Sin dudar de la labor benéfica de Cayetano del Toro, presentar una imagen beatífica de quien, por otra parte, se deja ver que tenía mucho carácter, con ciertas dosis de autoritarismo, es tan excesivo, como innecesario. Contrasta, por ejemplo, la imagen que se intenta dar de Cayetano del Toro con las referencias a los duelos, de espada y pistola, que protagonizó, cuando debía saber que los duelos, que efectivamente traspasaron la frontera del siglo XIX al XX, estaban prohibidos desde que el 6 de septiembre de 1837 el ministerio de Gracia y Justicia expidió la orden de reprimirlos.

El segundo, más importante, la falta de cartelas explicativas en muchos objetos y algunas vitrinas, como esta que contiene interesantes aparatos de exploración e intervención de medicina:

Pero, en conjunto, merece una visita con tiempo.  

domingo, 27 de septiembre de 2015

sábado, 26 de septiembre de 2015

Un tonto

Gracias a la wikipedia ha sabido que lo de la foto es un cañón, y como cree que los demás son tan tontos como él, lo ha escrito, demostrando, además de su estulticia, que le importa poco el patrimonio gaditano.


jueves, 24 de septiembre de 2015

Dos estilos de inaugurar un puente

En el franquismo:


En el PPerianismo:

La primera foto es de Diario de Cádiz. La segunda de La Voz. 

...sin el pueblo

Lo dicho, una inauguración para la prensa, para la propaganda, en medio del puente, con una representación mínima de los trabajadores, un montón de políticos y acompañantes seleccionados con cuidado y periodistas. El pueblo, los ciudadanos, los contribuyentes, lejos, para que no incordien.

Y por si acaso, la mayoría de la comitiva ni tan siquiera pisó Cádiz, como se puede ver en este video, en el que se pueden oír los silbidos y gritos de protesta (poner sonido):

video
  

Casi cuatro años después


Leyendo la entrevista en La Voz a Javier Manterola, he vuelto a recordar la conversación que mantuve con él, en Madrid, en diciembre de 2006, sobre lo que, entonces, no era más que el proyecto del nuevo puente -cuyos planos me envió amablemente- y, al preguntarle por el plazo de ejecución de la obra, me dijo, si me dejan, lo termino para octubre o noviembre de 2011.

Hoy se inaugura, casi cuatro años después.  

El PPuente


El puente es nuestro, es peperiano. Es lo que piensan, y lo demuestran de palabra y obra, en el PP.

No es que lo piense y lo exprese Teófila Martínez, que, al fin y al cabo, siempre ha estado pendiente de lo que consideraba su puenteo, por lo que no tiene problemas para decir que el de hoy es "un día muy importante para los miembros de mi partido y para mí especialmente", y que el puente se ha hecho "gracias al esfuerzo de un partido político", aunque añada luego "y de los ciudadanos gaditanos", que, evidentemente, quedan en un segundo plano.

Como van a quedar en un segundo plano, junto a los ciudadanos de Puerto Real, en la inauguración, que el gobierno peperiano ha organizado, a toda prisa y casi sin avisar, como un acto político, propagandístico, electoralista, en el que lo único que importa es la foto de Rajoy y sus correligionarios, obviando a las autoridades municipales de las dos ciudades que, durante ocho largos años, han padecido las incomodidades de las obras; obras a las que, también, han contribuido con sus impuestos. Como escribe Melchor Mateo, los ciudadanos de Cádiz y Puerto Real no se merecían esto.

miércoles, 23 de septiembre de 2015

martes, 22 de septiembre de 2015

Señalética

Aprovechando el corte de luz, esta noche han cambiado la señalética del nuevo puente, para que los gaditanos, que se liaban con Cádiz norte y Cádiz sur, sepan qué carril deben coger:


Cien días de descortesía


Digan lo que digan, lo escriba quien lo escriba, al gobierno municipal de José María González Santos no le concedieron los cien días de cortesía que, habitualmente, se concede a los cambios de gobierno.

Ya escribí que, hicieran lo que hicieran, los iban a machacar. Yo mismo le he criticado al alcalde determinadas actitudes, determinados gestos, la mayoría de ellos sin contenido municipal, gestos populistas, cara a la galería, que, en mi opinión, no tenían, ni tienen sentido, primero, en quien debía negociar para poder gobernar, segundo, en quien es el representante institucional de la ciudad de Cádiz.

Pero no se trata de eso, no se trata de criticar gestos, lo que han dicho, por activa y por pasiva, es que no hacen nada, que no saben qué hacer con la ciudad, incluso les critican que no hayan saneado ya la maltrecha economía que les dejó de herencia el gobierno peperiano.

Por eso sorprende que, ahora, se aluda a que han terminado los cien días de cortesía, incluso denominándolos, cien días de oro, de crédito político. El alcalde no ha tenido cien días de cortesía, no le han dado ni tan siquiera uno. Basta recordar que lo primero que se publicó de José María González, tras su toma de posesión, es que lo primero que ordenó había sido quitar la bandera de España de la plaza de Sevilla, y con esa mentira lo machacaron, en medios locales y nacionales, durante varios días, mientras que los responsables de bajar la bandera, los que lo habían decidido y sabían que la bandera llevaba tres días sin ondear, no tuvieron la cortesía, ni la dignidad, de aclarar que la bandera se había bajado el miércoles anterior.

¿Cien días de cortesía?, no, cien días de revanchismo y de no saber encajar que hay en Cádiz un nuevo gobierno municipal. Cien días de descortesía.

domingo, 20 de septiembre de 2015

El gran Paco Leal


Grande se muestra Paco Leal en la entrevista de Diario de Cádiz. Paco, que siempre tiene un chiste nuevo que contar, es también, lo ha sido siempre, un profundo observador del mundo que le rodea y le he escuchado reflexiones y comentarios muy acertados sobre Cádiz y los gaditanos, la política local y nacional, sobre la sociedad en su conjunto, adobados siempre con un toque de humor, de ironía, pero realistas y plenos de compromiso.

Hoy mismo, en la entrevista, me quedo con la reflexión final: "Esta ciudad tiene un problema de formación, de actitud. Y se vanaglorian muchos de su ignorancia, eso es increíble. Hay mucha dejadez".

En la foto, como La Pantoja.

sábado, 19 de septiembre de 2015

Concurso 134, rectificación

Rosario me indica, con razón, que el escudo del Arco del Pópulo lo puse ya hace tiempo. Me había equivocado de escudo, éste es el que quería poner:

El premio es una nueva media botella de Solear, que la anterior se la ha bebido ya Rosario.

Concurso 134

Está en Cádiz, ¿dónde?

De premio, media botella de manzanilla Solear.


Castillo de Guzmán el Bueno

En Tarifa, en el castillo de Guzmán el Bueno, inauguraron a fines de julio el Centro de Interpretación del castillo. La combinación de restos y piezas arqueológicas, elementos arquitectónicos y pinturas murales, con reproducciones a escala y paneles explicativos, convierten la visita en una instructiva lección de historia. Merece una visita.








Esperando a Rajoy

En la calle Sacramento.

viernes, 18 de septiembre de 2015

Éste, ¿de qué va?


Mi primera reacción al leer las declaraciones de Felipe González, ha sido ¿éste qué fuma? Lo retiro por no ponerme a su altura -a su baja altura.

Para defender algo no es necesario caer en la mentecatez, que es lo que ha hecho Felipe González cuando, para atacar al régimen populista-absolutista venezolano, lo compara con el régimen golpista de Pinochet, y afirma que el dictador chileno -famoso por su vesania- respetaba más los derechos humanos que Maduro.

jueves, 17 de septiembre de 2015

El peligro de la Historia

Genial Forges (hoy en El País):


No solo asusta a los seguidores de la Moreneta, por aquí cerca también hay quien piensa como Nikita Jrushchov, que afirmó: “Los historiadores son gente peligrosa, pueden trastornarlo todo”.

martes, 15 de septiembre de 2015

El alcalde, ¿fiscalizador universal de la pureza democrática?

¿Es tarea del alcalde de Cádiz fiscalizar la pureza democrática de otros países? Me surge la duda cuando leo que José María González le ha comunicado al embajador de Chile que el Gobierno Municipal no visitará el buque escuela Esmeralda, por considerarlo símbolo del "asesinato de la democracia".

Chile, después de una brutal dictadura de 17 años, tras el plebiscito de 1988, inició una transición a la democracia con la elección y gobierno de Patricio Aylwin. Tras no pocas dificultades, el proceso fue consolidándose, alcanzando importantes cotas de democracia con el gobierno de Michelle Bachelet, hija de un miembro del gobierno de Allende, que murió en las cárceles de Pinochet. Desde 2014 Michelle Bachelet vuelve a gobernar en Chile.
  
Con esos antecedentes, ¿puede el alcalde de Cádiz corregir al pueblo y al gobierno democrático chileno, que ha decidido seguir usando el buque escuela?

Puestos a ser exquisitos en la pureza democrática, quizás debería el alcalde clausurar, incluso derribar, el balcón principal del ayuntamiento de Cádiz, escenario de tantos actos durante la dictadura franquista, entre otros, el protagonizado, en ese mismo balcón, por el dictador Francisco Franco saludando a cientos de gaditanos en octubre de 1953:


Pantallas led

David Navarro, concejal de Hacienda, está pensando privatizar el servicio de las pantallas Led. Yo, simplemente, las desmontaría y las vendería para intentar recuperar la inversión.

Las pantallas grandes, donde están colocadas -y más en manos privadas, que pondrían anuncios más llamativos- podrían distraer a los conductores y convertirse en un peligro para el tráfico. Las pequeñas, como las colocadas en las plazas del Palillero y de San Francisco, por poner dos ejemplos, son un atentado a la estética.

domingo, 13 de septiembre de 2015

Congreso: 80 años de la DO Jerez-Xérès-Sherry


Congreso EL VINO DE JEREZ DURANTE LOS 80 AÑOS DE LA DENOMINACIÓN DE ORIGEN. 1935-2015.

El Congreso, organizado por el Consejo Regulador de la Denominación de Origen “Jerez-Xérès-Sherry”, con la colaboración de la Universidad de Cádiz, tendrá lugar en Jerez, en la sede del Consejo Regulador del 26 al 28 de noviembre del presente año 2015.

PROGRAMA PROVISIONAL
JUEVES 26 NOVIEMBRE
9:00 / 9.30 RECEPCIÓN Y ENTREGA DOCUMENTACIÓN
9:30 / 10:30 ACTO DE INAUGURACIÓN
10:30 / 11:30 PRIMERA PONENCIA
José Luis García Ruiz
El Consejo Regulador a lo largo de sus 80 años.
11:30 / 12:00 CAFÉ
12:00 / 13:00 LECTURA COMUNICACIONES
13:00 / 14:00 SEGUNDA PONENCIA
Javier Maldonado Rosso
Del Gremio de Vinatería al Consejo Regulador. Del proteccionismo al liberalismo.
16:30 / 17:30 LECTURA COMUNICACIONES
17:30 / 18:30 TERCERA PONENCIA
Alberto Ramos Santana
La génesis de las Denominaciones de Origen; los antecedentes y la creación de la D.O. Jerez-Xérés-Sherry.
18:30 / 20:30 ACTIVIDADES PARALELAS
Visita bodegas
VIERNES 27 NOVIEMBRE
09:30 / 10:30 CUARTA PONENCIA
Álvaro Girón Sierra
El contexto histórico y social: el Marco de Jerez en los últimos 80 años.
10:30 / 11:30 LECTURA COMUNICACIONES
11:30 / 12:00 CAFÉ
12:00 / 13:00 QUINTA PONENCIA
Carmelo García Barroso
Renovación enológica e innovación técnica en la vitivinicultura del Jerez a lo largo de los últimos 80 años.
13:00 / 14:00 SEXTA PONENCIA
José Manuel Aladro Prieto
Urbanismo y renovación arquitectónica bodeguera.
16:30 / 17:30 LECTURA COMUNICACIONES
17:30 / 18:30 SÉPTIMA PONENCIA
Enrique Montañés Primicia
La estructura empresarial del Jerez y su evolución en los últimos 80 años.
18:30 / 19:00 PAUSA
19:00 / 20:30 PRIMERA MESA REDONDA
Multinacionales y empresas familiares
20:30 / JEREZ DE HONOR
SABADO 28 NOVIEMBRE
09:30 / 10:30 OCTAVA PONENCIA
César Saldaña Sánchez
Los mercados tradicionales del Sherry. Su evolución a lo largo de los últimos 80 años.
10:30 / 11:00 CAFÉ
11:00 / 12:00 NOVENA PONENCIA
Antonio Leal Jiménez
Cambios en la imagen del vino de Jerez durante los últimos 80 años.
12:00 / 13:30 SEGUNDA MESA REDONDA
El futuro del vino de Jerez.
13:30 / 14:30 ACTO CLAUSURA
16:30 / Actividades paralelas
Visita a bodega.

COMUNICACIONES
Quienes deseen participar como comunicantes deben enviar su propuesta, con una extensión máxima de 45 líneas, (escritas por una sola cara en formato Din A-4, Arial 11 o similar y márgenes de 2,5 cm), junto con sus datos profesionales y de contacto. Dicho resumen deberá enviarse antes del día 30 de septiembre de 2015 a la dirección electrónica congreso80aniversario@sherry.org
El Comité Científico comunicará la aceptación de las comunicaciones respondiendo a las propuestas antes del 15 de octubre de 2015, momento en el que se informará de las normas de publicación. En todo caso, las comunicaciones tendrán una extensión máxima de 12 páginas y para poder acceder a su publicación en el libro de actas es requisito indispensable haberlas presentado y defendido personalmente durante las sesiones del Congreso. Para su publicación, los textos definitivos de las comunicaciones defendidas durante el Congreso deberán remitirse, antes del día 21 de diciembre, a la citada dirección electrónica congreso80aniversario@sherry.org.
INSCRIPCIÓN
El período de inscripción se extenderá desde el 9 de septiembre hasta el 20 de noviembre. La inscripción puede realizarse por vía telemática en la aplicación CELAMA de la Universidad de Cádiz, a la que se puede acceder a través de la dirección https://celama.uca.es/. El precio de inscripción es de 40 €, si bien se aplicará un descuento del 50% para estudiantes, jubilados y desempleados. Dicho descuento se aplicará así mismo a las personas vinculadas a la Universidad de Cádiz (docentes, empleados, etc.) así como a aquellas personas que presenten comunicaciones en el Congreso.
Todos los inscritos recibirán un Certificado de Asistencia al término del encuentro, en el que se hará constar la duración en horas, para lo que se establecerán mecanismos de control de asistencia. Igualmente, se va a solicitar a la UCA el reconocimiento de créditos de libre configuración a los asistentes al Congreso.

Finalmente, los inscritos tendrán derecho a participar en las visitas a bodegas y otras actividades que se organizarán de forma paralela al Congreso

Concurso 133

Está en Cádiz, ¿dónde?

De premio, un cuarto y mitad de acerolas.


La herencia de Rajoy

Mucho han hablado en el PP sobre la herencia de Rodríguez Zapatero. Ya se habla de la que nos va a dejar Rajoy, y la comparan con la socialista:


sábado, 12 de septiembre de 2015

Pesadilla

Circula por la red.


Cultura de la subvención


No es nuevo. Ya a principios de los cuarenta del pasado siglo -lo contó en el noveno congreso del Carnaval Yolanda Moreno- el ayuntamiento cedió a la Sociedad Gaditana de Fomento -formada por industriales y comerciantes- la organización de las fiestas tradicionales, cediendo la explotación de las sillas que se ponían por las calles y otorgándoles una subvención para ayudar a sufragar los gastos. Pero no duró mucho. Antes de terminar la década, el municipio recuperó el control, creando una Comisión de Fiestas que se encargó de la organización de los festejos.

Pero a principios de los años ochenta, con el PSOE en el gobierno municipal, comenzó a gestarse la que se puede denominar Cultura de la Subvención. Desde el ayuntamiento comenzó el reparto de subvenciones, y desde entonces, hasta este mismo año, el presupuesto de subvenciones y las entidades subvencionadas, no han dejado de crecer, hasta convertir la subvención en lo que no es: un derecho adquirido.

Y como derecho adquirido, la idea original de la subvención se ha adulterado. Lo que debería ser auxiliar a alguien que tiene necesidades reales, se ha transformado en una ayuda para gastos prescindibles, a veces superfluos.

Pero más de treinta años de subvenciones, casi siempre buscando clientelismo político, han hecho mucho daño y ahora con cualquier excusa se exige -no se pide, se exige- una subvención. Para organizar una fiesta flamenca, un concurso de Carnaval, un desfile procesional o para lograr un local donde establecer una peñita de amigos. Y la excusa es siempre la misma: lo hacemos por Cádiz, por las tradiciones gaditanas, por el pueblo...

La realidad es que, después, con la subvención, la Peña Los Peñistas, organiza un festival carnavalesco en la que las sillas están reservadas para socios -el público general se queda de pie- y hay una zona VIP, es decir, un fiestorro para socios y amigos, gasto en copas y jamón cuya factura sirve para justificar la subvención. O que en la Casa de los Topamí -es decir, una sala de un edificio municipal, convertida en bar y mantenida con la subvención pública-, solo pueden entrar socios y amiguetes de los directivos. O que la subvención, además de para flores, sirve para financiar la copa de fraternidad tras el ceremonial de culto.

Cádiz está inmersa en la Cultura de la Subvención, una cultura muy gaditana en la que la subvención ya no es un favor, una ayuda, se ha convertido en un derecho adquirido e intocable, por eso pedir que se revisen las cuantías, que se recorten gastos innecesarios, se considera una ofensa, un ataque a las tradiciones, a los gaditanos, y así lo reiteran los que, cuando la reciben, se olvidan de que es dinero público que hay que fiscalizar.

Sin dudas, excepto las que tengan finalidad estrictamente social, las que en verdad respondan a la idea primigenia de lo que es una subvención, habría que suprimirlas. Por el bien de Cádiz y el bolsillo de los gaditanos.

Vestidos y calzados

Visto en un bar en Galicia. En algunos locales de Cádiz deberían seguir el ejemplo.


Evolución de la deuda y de la reserva de la Seguridad Social



Estos cuadros circulan por la red, pero hay que difundirlos, conviene que se conozcan.

viernes, 11 de septiembre de 2015

Las Españas


A raíz del estreno de la serie "Carlos, Rey Emperador", he leído, en facebook, en twitter..., varios comentarios en los que se reflejaba sorpresa al comprobar que se mencionaba a Carlos I como rey de las Españas.

Ya he comentado varias veces en este espacio, que el término fue usado hasta el siglo XIX, para referirse a la variedad de reinos y territorios sobre los que la monarquía hispánica, primero, española, después, ejercía su gobernación. Y lo destaqué, especialmente, al referirme a la Constitución de 1812 y la propuesta de celebrar su bicentenario.

La Constitución de Cádiz, en su capítulo I, referido a describir lo que denomina "Del territorio de las Españas", en el art. 10, dice:
"El territorio español comprende en la Península con sus posesiones e islas adyacentes: Aragón, Asturias, Castilla la Vieja, Castilla la Nueva, Cataluña, Córdoba, Extremadura, Galicia, Granada, Jaén, León, Molina, Murcia, Navarra, Provincias Vascongadas, Sevilla y Valencia, las islas Baleares y las Canarias con las demás posesiones de África. En la América septentrional: Nueva España con la Nueva Galicia y península de Yucatán, Guatemala, provincias internas de Oriente, provincias internas de Occidente, isla de Cuba con las dos Floridas, la parte española de la isla de Santo Domingo y la isla de Puerto Rico con las demás adyacentes a éstas y al continente en uno y otro mar. En la América meridional, la Nueva Granada, Venezuela, el Perú, Chile, provincias del Río de la Plata, y todas las islas adyacentes en el mar Pacífico y en el Atlántico. En el Asia, las islas Filipinas, y las que dependen de su gobierno".

Es decir, las Españas son todos los territorios mencionados.

A los primero que se alude, en varios documentos, como reyes de las Españas, son a Isabel y Fernando, tras la unión por su matrimonio de los reinos de Castilla y Aragón, que no significó una unidad política, pero si de gobernación, de ahí lo de "las Españas".

A partir de Carlos I la denominación de "rey de las Españas" se utilizó como forma abreviada para describir todos los territorios unidos bajo el gobierno del rey y emperador, aunque en documentos oficiales de importancia era normal incluir la retahila "Rey de Aragón, Asturias, Castilla, León..."

Y así se continuó usando el término de rey, o reina de las Españas, como fórmula abreviada, hasta el reinado de Isabel II, puesto que será con el fugaz cambio dinástico que supuso el reinado de Amadeo de Saboya, cuando se utilice el singular, y a partir de ahí se denominó al monarca como "Rey de España".

En las imágenes, sendas monedas de Carlos III (de 1788) e Isabel II (de 1863), en los que se les denomina, al primero "Hispaniarum rex" (Rey de las Españas), y a la segunda, "Reina de las Españas". 

jueves, 10 de septiembre de 2015

Estabilidad presupuestaria del ayuntamiento

José María González Santos tomó posesión del sillón de San Juan de Dios el 13 de junio de 2015. Por lo tanto, pese a que la información que publicamos tenga fecha del pasado mes de julio, los datos que refleja, sobre la estabilidad presupuestaria del ayuntamiento de Cádiz, son responsabilidad del anterior equipo de gobierno municipal, que presidía Téofila Martínez, teniendo como responsable de Hacienda a JB Fernández.

Lo que indica el cuadro es que el ayuntamiento de Cádiz, en el último año del teofilato, no cumplió el objetivo de estabilidad presupuestaria, y que no envió la información preceptiva. Como se comprueba en la última columna, la absoluta mayoría de los ayuntamientos que cumplieron con el envío de la información, lo hicieron antes del cambio en las alcaldías. Cádiz, el gobierno municipal del PP, no lo hizo.



martes, 8 de septiembre de 2015

La singularidad de Andalucía


Hay veces, demasiadas, que no entiendo lo que quieren decir los políticos. Me ha vuelto a pasar cuando leo que Pedro Sánchez pide una reforma constitucional que reconozca la singularidad de Cataluña...

Por qué solo la de Cataluña, ¿no tiene singularidad Murcia?, o Asturias, o Castilla y León, o Andalucía...

Si el argumento es que la singularidad la dan la historia, las tradiciones, las instituciones, la cultura y la lengua, ¿acaso solo Cataluña las tiene?

Una reforma constitucional no debe adaptarse a unos intereses determinados, si no a los de todo el estado, a los de todos los pueblos y nacionalidades del estado, pues no se debe olvidar que el término nación, además de la acepción política, también tiene un significado socio-ideológico, entendiéndose, en este caso, como una comunidad de individuos con características culturales comunes.

Y, por ejemplo, Andalucía las tiene, y bien singulares.

 

viernes, 4 de septiembre de 2015

Tiempo Libre, la Escuela de Hostelería y la generación de empleo

López Gil en la Escuela de Hostelería, en noviembre de 2012. Foto del Portal de la Junta de Andalucía

Dice Fernando López Gil, delegado de la Junta de Andalucía en Cádiz, es decir, dice la Junta de Andalucía, que en el solar de la Residencia de Tiempo Libre se va a destinar a la construcción de un hotel privado para que ese espacio sirva "para la generación de empleo vinculado al turismo".

Y me pregunto, y le pregunto a López Gil y a los responsables de la Junta de Andalucía: ¿no serviría el mismo argumento para solucionar, de una puñetera, vez el problema de la Escuela de Hostelería de Cádiz?, puesto que está comprobado el altísimo porcentaje de alumnos de la Escuela que se han colocado de inmediato, por no recordar, otra vez, el éxito profesional y personal de alguno de ellos, convertidos en grandes cocineros, con negocio propio y generando empleo.

También cabe preguntarle a la Junta de Andalucía, una vez construido el hotel que dicen es imprescindible, ¿con qué personal cualificado se cubrirían los puestos de trabajo en las cocinas, restaurantes, cafeterías y bares del complejo hotelero y el entorno? ¿Pensarán, quizás, traer personal cualificado, formado, de otras provincias andaluzas? ¿O de otras regiones españolas?

No tiene sentido, es contradictorio, argumentar que un hotel genera empleo, y cerrar un centro de formación profesional del nivel logrado por la Escuela de Hostelería de Cádiz, que ha generado empleo y que era calificado por la propia Junta de Andalucía, en noviembre de 2012, como un centro de formación de excelencia.

Y si el cierre está justificado por otras razones, como algunos malintencionados comienzan a propalar, que lo aclaren, que lo digan con todo detalle.

Mientras tanto, la Escuela de Hostelería de Cádiz seguirá siendo un monumento a la incompetencia de los gestores de la Junta de Andalucía.

jueves, 3 de septiembre de 2015

¿Le pagamos la campaña electoral?



Según publica Economía Digital, recogiendo fuentes del ayuntamiento, en el primer semestre del año 2011, es decir, en plena precampaña y campaña electoral para las municipales de mayo de 2011, el gobierno municipal de Teófila Martínez se gastó 4,2 millones de euros del presupuesto del ayuntamiento de Cádiz en campañas publicitarias en medios de comunicación de alcance nacional.

Aparte, es evidente, está lo que se gastarían en los medios locales y provinciales.

Teófila Martínez y su equipo de gobierno, de manera especial el exconcejal de Hacienda, JB Fernández, deberían aclarar a los gaditanos si, con su dinero, con el dinero de los gaditanos, financiaron buena parte de la campaña electoral del teofilato.

Pateras


Este artículo se publicó en Diario de Cádiz en diciembre de 1998. Lo dejo tal y como lo escribí. 

PATERAS

     Se ha calculado que, durante el siglo XIX, Europa "envió" a otros continentes al menos 70 millones de individuos como emigrantes, de los cuales más de 50 millones emigraron definitivamente.
     No nos referimos al proceso de colonización, a la época del imperialismo capitalista, en el que los europeos, con la excusa de la civilización de los pueblos "primitivos", dominaron, explotaron y aculturizaron a otros individuos de diferentes latitudes. Nos referimos a siete decenas de millones de europeos que salieron del viejo continente a buscarse la vida.
     Sin olvidarnos de los que tuvieron que huir por razones políticas, cabe recordar que los emigrantes por razones económicas partieron prácticamente de toda Europa: de Noruega, de Suecia, de Alemania, de Irlanda, de Francia, de Portugal, de Italia, de Polonia... y, por supuesto, de España.
     En nuestro país, desde el primer tercio del siglo XIX -y regulada la emigración desde Septiembre de 1853-, se facilitó la salida de los excedentes de población hacia América del Sur y hacia Las Antillas.
     Pero no sólo Iberoamérica estaba en la mirada ansiosa de los emigrantes españoles. Aunque menos conocida, desde el segundo tercio del citado siglo hubo una importante corriente migratoria de levantinos y andaluces hacia el norte de África, hacia Argelia -preferentemente- y Marruecos, emigración que perduraría hasta los años treinta del siglo XX.
     La corriente migratoria aumentó de tal forma desde mediados del siglo XIX, que en el año 1874 la administración estatal, preocupada, trató de frenar el flujo con requisitos legales.
     Sin embargo ni las nuevas medidas, ni las comisiones creadas posteriormente, podían frenar el avance de la emigración: salir de España a la búsqueda de un cierto futuro se había convertido en una necesidad socioeconómica que desbordaba la capacidad del estado, por lo que todas las medidas resultaban inútiles.
     Ante tal evidencia en 1882 se creó la Oficina de Emigrantes del Instituto Geográfico y Estadístico, así como una sección de emigración del Ministerio de Agricultura. Con ello se consiguió, al menos, conocer con cierto rigor las cifras de emigrantes: según las estadísticas elaboradas por los organismos citados, en el cambio de siglo, entre 1882 y 1914, salieron de España un millón de emigrantes -la tercera parte de su crecimiento vegetativo-, fundamentalmente de regiones muy concretas: Galicia y toda la cornisa cantábrica, Canarias y Andalucía.

     Cien años después, en otro nuevo cambio de siglo, la situación no ha cambiado, sólo la orientación de la emigración. Si hace poco más de cien años los españoles -y otros europeos- buscaban las costas de Iberoamérica y el norte de África, ahora son iberoamericanos y africanos los que buscan las orillas de España y Europa.

Concurso 132

Está en Cádiz, ¿dónde?

De premio, las caballas caleteras del concurso 131, que las guardé en el congelador.


miércoles, 2 de septiembre de 2015

Ahora le toca al alcalde


José María González Santos, desde que conoció los resultados electorales y atisbó la posibilidad de ser alcalde, no puso las cosas fáciles a los demás. Basta recordar que, quien aspiraba al sillón de San Juan de Dios, es el que ponía condiciones a los demás, incluso cuando Ganar Cádiz acordó, por mayoría, ofrecerse a participar en el gobierno municipal, González Santos condicionaba esa participación.

Pero las mayores condiciones, los mayores inconvenientes a una colaboración fluida, se las puso, pese a la evidencia de la aritmética, al PSOE, cuyos concejales fueron, a la postre, quienes le elevaron a la alcaldía.

Y en estos momentos, cuando muchas voces claman, por inducción premeditada, contra el PSOE, convertido poco menos que en el villano de la película, Fran González, en nombre del Grupo Socialista, pide conversar para ir superando escollos, y avisa de alguna condición para llegar a un acuerdo.

Ahora le toca al alcalde, y a Por Cádiz sí se Puede, dar un paso a delante, aunque no debería hacerlo solo, no debe olvidar que tiene un socio de gobierno que es imprescindible, incluso aritméticamente: sin sus dos concejales la suma de Podemos y PSOE no sirve de nada. Por eso conviene recordar que Ganar Cádiz no es un socio sin voz ni criterio, todo lo contrario, sus miembros tienen las cosas muy claras y por lo que hay que contar con Martín Vila en las conversaciones, que se tienen que desarrollar a tres bandas.    

La vergonzosa situación de la Escuela de Hostelería


Lo que ocurre con la Escuela de Hostelería de Cádiz es vergonzoso, y el trato a los profesionales que allí trabajan roza lo inhumano.

Podríamos repetir los argumentos conocidos en favor de la reapertura y continuidad de la Escuela, bastaría recordar, otra vez, la nómina de grandes cocineros y profesionales de sala que de allí han salido, algunos de ellos convertidos ya en cocineros mediáticos, en grandes maestros de la culinaria...

Pero, tras tres años de incertidumbres y palabras incumplidas, solo cabe una pregunta: ¿no hay nadie en la Junta de Andalucía que sea capaz de hablar claro? ¿Quiere la Junta de Andalucía, con su presidenta a la cabeza, mantener este centro de formación profesional?

Los responsables políticos de la Junta deben aclarar, de una vez por todas, si la Escuela va a seguir, o no, sin paños calientes y sin más mentiras.